INICIO

Crecí cuando decidí salir de mi zona de confort 

Cuando pensé en la idea de tener un blog,  me resultaba vertiginoso al mismo tiempo que una idea insólita ¿Qué podría escribir yo en un espacio en internet?

Sin embargo, me cautivaba interés poder compartir todas mis ideas con otras personas, plasmar por escrito todo aquello que me pasaba por la cabeza.

Necesite mucho apoyo al principio, estaba bastante pez en ésto de las RRSS y desconocía los entresijos del mundo creativo. Tuve una suerte enorme  en contar con amigos que me impulsaron en aquella idea descabellada sin dejar de mencionar, a mi familia que desde el minuto uno, no dudaron en que podría hacerlo.

Partí de un blog carente de bastante información: textos escuetos, con algunas fotografías caseras sin ningún retoque fotográfico (si bien quiero dejar claro, que actualmente tampoco tengo demasiada idea de fotografía ni cuento con cámara pro),  tutoriales muy sencillos… 

A pesar de todo esto, despacito y con buena letra, una vez que arrancas, empiezas a informarte, asistes a seminarios y eventos en los que te van instruyendo y son muchas las personas que, generosamente te tienden la mano para ir perfeccionando tus conocimientos.

Vivimos en un momento en el que nuestra rutina diaria es perseguida por un continuo estrés. La presión laboral, la educación de nuestros hijos y las etapas que van sucediendo desde su infancia hasta llegar a la adolescencia, entre otras muchas dificultades añadidas con las que actualmente, nos enfrentamos en nuestro vivir diario. Todo esto, nos hace olvidarnos que,  somos seres humanos que necesitamos cuidar nuestro lado emocional, en lugar de vivir la vida como un reto de supervivencia en el que,  “sólo lo lograrán los más fuertes”.

Ideas Creativas CeliaS nació en el año 2016 por el mes de julio  como pasatiempo, afición o llámalo como quieras… pero principalmente ha servido para dejar atrás, aquel pensamiento de persona invencible y mostrar mi lado más humano, con sus defectos y virtudes ¡me costó infinito! (no te voy a mentir) de hecho, creo que aún queda camino.

Desde que lo abrí he aprendido que, una persona puede tener días en los que su “power” está por las nubes y días en los que, una manta y una peli en el sofá son mi único plan, sin sentir  culpabilidad por ello y además compartirlo con toda esa familia que está al otro lado de la pantalla, que me animan cuando más lo necesito.

El blog se ha convertido en mi “sala creativa”: un alboroto de papeles, pinturas, hilos, telas… un desastre en el que, cabe absolutamente de todo. Vas a encontrar: tutoriales, vídeos, confidencias… posiblemente sea un cajón desordenado de ideas locas que vayan surgiendo.

Bueno, pues ya está, ya me he enrollado como una persiana ¡no te aburro más!  puedes visitarlo siempre que  quieras, escribirme o contarme los malabarismos que tuviste que hacer cuando comenzaste también en este mundillo.

¿Te animas a continuar ?